1 abr. 2014

IMPACTO MEDIOAMBIENTAL DE LAS CARRERAS DE MONTAÑA

Y estaba Cabrín Cabrate en la peña peñate.....


Y vino el lobo lobate.......





Un año más tarde.............................







Otro año más tarde............





Encontrará Cabrín cabrate la paz............o mejor aún...nueva novia? Continuará.................

37 comentarios:

  1. Es muy bueno, y lo que más pena me da es que a la vez sea tan real.

    ResponderEliminar
  2. jaja, pues por ese camino vamos, efectivamente.

    ResponderEliminar
  3. Si señor, peros es que todo es así.....

    ResponderEliminar
  4. El mamón del bocata lo has clavado: es igual, igual que todos los altos cargos de nuestra honrada clase política, jajaja!!! Un montaje genial, breve y claro.

    ResponderEliminar
  5. La tira es muy graciosa y acertada Salva pero se aproxima bastante a la realidad y me da rabia :-S
    Enhorabuena por la tira cómica y ojalá llegue a ojos de esos persoajes de traje y corbata que evaluan el impacto medioambiental desde el sofá de su casa

    ResponderEliminar
  6. Yo voto por ser estricto con todo y con todos, y no con ninguno. Lo que está mal no es exigir mucho a las carreras, sino exigir poco a pistas de esquí y otros macroproyectos y actividades en la montaña.

    ResponderEliminar
  7. Jjaajjaa mas o menos la cruda realidad !!!!

    ResponderEliminar
  8. Una de estas cabronadas prepararon en el UT de Somiedo.

    ResponderEliminar
  9. Muy bien reflejado lo que en breve, nos pasará a los corredores de este país. Banda de políticos ineptos que legislan al furor de las masas sociales en busca de votos. A ver si nos damos cuenta los corredores que cada vez somos más masa social.

    ResponderEliminar
  10. Es la puta realidad, parece que ahora somos los malos de la película y no todas las infraestructuras que siguen erosionando el medio ambiente. Si no fuese por nosotros habría un montón de lugares y caminos ya desaparecidos. Pero claro eso los políticos ni lo intuyen ya que no cobran impuestos o comisiones por ello.

    ResponderEliminar
  11. Ni poniéndoselo tan claro estos necios se darán por aludidos. Muy buena.

    ResponderEliminar
  12. La puta realidad! Y fantástica manera de contarlo.

    ResponderEliminar
  13. No me matéis a hostias... pero la montaña (parte importante de la Naturaleza) también se jode cuando realizamos un viaje en avión a las antípodas para participar en una carrera de 20 Km en Australia. El concepto de contaminación y destrucción ha de ser también entendido de forma global, pensemos por ejemplo en los glaciares que están desapareciendo en los Pirineos. Nuestra forma de vida, incluida la de los montañeros, se está cargando lo que más amamos. Para poder realizar los 14 ochomiles, por ejemplo, una persona tendrá que quemar muchas toneladas de queroseno a lo largo de su carrera deportiva... con ello no justifico las pistas de esquí, ni la caza... simplemente planteo observar el problema con un ángulo de visión más amplio. Vengo a decir, ya para terminar, que cuando me traslado en vehículo a la base de una montaña para ascenderla, también estoy, poco a poco dinamitándola. O cuando alguien tala todo el bosque en una ladera del Tibet para calentar el refugio en el que yo duermo calentito.

    ResponderEliminar
  14. Tranquilo Suso que aquí sólo se matan "judíos" (aunque probablemente lo sepan la mayoría, pero por si acaso alguno tiene las ideas atravesadas, "matar judíos" es una costumbre de la semana santa leonesa y consiste en beber limonada (similar a la sangría) especialmente por el Barrio Húmedo leonés). Así que puedes exponer libremente cualquier opinión. Efectivamente, estoy de acuerdo contigo, pero con matices. No puse más ejemplos para no alargar el tema. Pero comprenderás que no es lo mismo lo que contamina o deteriora una petrolera, una mina a cielo abierto, una estación de esquí, etc etc, que un puñado de corredores, por muchas carreras que haya. Es más, hoy en dia, en las carreras FEDME, hay un árbitro de medio ambiente que se dedica a hacer el recorrido y observar si queda algún residuo...mira a ver quien hace esto en cualquier otra actividad. Pero como dije en la entrada, tengo una segunda parte, más seria. Y estoy documentándome para intentar ser lo más fidedigno posible a la realidad.

    ResponderEliminar
  15. Intento ir un poquito más allá.
    Por supuesto que los senderos quedan limpios y que los montañeros o corredores somos, en general, bastante respetuosos con el medio ambiente. Pero... aun así, sigo creyendo que unas carreras son más "contaminantes" que otras.
    Normalmente, cuanto mejor organizada está una carrera o una actividad deportiva, mayor es su "impacto medioambiental". Las primeras carreras ciclistas eran bastante respetuosas con el medio ambiente, de la misma manera que contamina mucho más producir un kilo de carne que un kilo de cereal. Para producir un kilo de Tour de Francia o de Giro probablemente haya que quemar cientos de toneladas de petróleo... aunque parece que ello es el progreso... porque genera puestos de trabajo y bla, bla, bla...
    42 Km por los senderos que tenemos a pocos km de nuestra casa no contaminan prácticamente nada porque se encuentran en el radio de la Escala Natural Humana... pero comerse un kilo de UTMB ya es otra cosa.
    Cruzar la península de norte a sur corriendo sin apoyo alguno es algo así como producir un kilo de cereal. Cruzarla con una furgoneta, un conductor, un fisio, un médico, un cocinero... es más veloz, claro, pero la velocidad del corredor depende de un carburador, igual que en el UTMB, aunque en este último caso, de los grandes carburadores de varios helicópteros que previamente han montado los avis y, que, después también retirarán los residuos.


    ResponderEliminar
  16. Ya sé que estoy medio barrenado, pero permíteme llegar a mi conclusión final: si dividimos todo el combustible empleado en el UTMB por los helicópteros (más los coches de toda la organización durante el evento, más...) resultará que nuestro consumo medio corriendo y caminando a los 100 es superior al de un tanque de l Guerra Mundial. Y eso es lo que no me cuadra cuando he participado en eventos deportivos de este tipo. Pero quizás sea demasiado quisquilloso, jeje.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. Dios me libre que a las futuras clases medias de China, India y el sudeste asiático les de por participar y organizar carreras de montaña en las que sus corredores consuman como tanques de la I Guerra Mundial... jaja... Estoy de coña para distanciarme un poco del tema y así poderlo entender mejor. Y ya termino, que iba siendo hora.

    ResponderEliminar
  18. Jeje, Suso, me recuerdas el programa de la 2, por cierto muy bueno y recomendable (Para todos la 2),donde creo que es el jueves o el viernes, sale una persona que se dedica a analizar el consumo medio de CO2 de una persona o familia concreta. Es impresionante. Hay cosas que ni se me había ocurrido. Por ejemplo comerte una lechuga ya supone un gasto que no me lo podía imaginar: ir a comprar las semillas, ir a sembrarlas, ir a regarlas, sulfatos, ir a cosecharlas, trasladarlas a una nave, trasladarlas a las tiendas y supermercados, ir a comprarlas y eso que no se tienen que cocinar, sino suma y sigue. Si, además, para hacer todo eso empleas un vehículo, ni te cuento. Todo esto aplícalo a todos los demás bienes y productos...y, a no ser que tengas tu propia huerta, algo que hoy en día pocos se lo pueden permitir y si se pueden permitir eso tendrán otras necesidades, o nos vamos a la selva en taparrabos o tendremos que pagar el precio de la civilización. Lo que me preocupa es que se le de más importancia a un "grano" en el culo que a un cáncer.

    ResponderEliminar
  19. Salva, si te molestan mis opiniones, dímelo y así no volveré a participar en el blog.
    Yo vivo en el campo y crio lechugas, y de verdad, no tengo demasiadas necesidades sin satisfacer.
    Hace pocos días se ha celebrado una carrera en Castroverde, mi pueblo.
    Hace dos días me fui a recoger cintas. En un tramo donde solo se necesitaban 2 pusieron 30.
    Quedan bastantes caminos sin limpiar. Me he puesto en contacto con ellos y me han dicho que cuando venga el buen tiempo, que ya se irá viendo...
    Los granos pueden hacerse cancerosos como los adenomas de próstata y hay que revisarlos de vez en cuando.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Y no me digas que los denuncie, que está la justicia muy cara, rapaz.

    ResponderEliminar
  21. Al contrario Suso. Me gusta tu participación. En eso consiste esto, intentar ver todos los puntos de vista posibles, de los que a veces no nos percatamos. Pero sabes muy bien a lo que me refería con la metáfora; lo mismo que lo de la lechuga, ¿Cuánta gente vive hoy en el campo?. Y por las carreras que yo he visto, arbitrado, participado, eso que me comentas de Castroverde creo que son las excepciones que hay en toda regla.

    ResponderEliminar
  22. Salva: el tema es muy interesante, tanto que a mí no me gusta la forma que has tenido de tratarlo, Creo que se merecía algo más, aunque reconozco que te ha hecho currar y que es el resultado de tu cabreo contra ciertas cosas que te ponen de mala hostia.
    Algunas palabras de tu lenguaje ya están en desuso, o han perdido el sentido en la nueva coyuntura política. El cacique ahora puede ser de centro, de izquierdas, de derecha, nacionalista, sindicalista, de la iglesia... pero somos todos nosotros los que los sentamos en las poltronas. El que aparece en la imagen, además, bien podría ser un pobre obrero del ordenador mileurista hipotecado hasta la médula, que no tiene tiempo para comer y engorda como un cerdito (con perdón) poniéndose morado de comida basura.
    Pienso sinceramente que POR AHORA las carreras de montaña no crean impacto medioambiental DIRECTO, pero sería una pena que la cosa se fuera desmadrando poco a poco si no se pone coto a la creciente demanda.
    Después también están las cuestiones poéticas y filosóficas.
    Algunos rincones de las montañas son los últimos reductos en los que la economía capitalista no se ha cebado aún. Hay gente que piensa que la montaña no debe emplearse para competir, para no reproducir en ella el mismo modelo social que nos hace casi matarnos unos a otros. Para ellos, competir en ella ya es "contaminar", y su posición también debe ser respetada y tenida en cuenta como una opción más.
    Cuando intentaba hace años el Ocho Alpino, un helicóptero estuvo trabajando toda la mañana en la zona del Mont Blanc para sacar la basura de la montaña. La melodía era encantadora y yo solo la permitiría para rescatar a un herido o un muerto, y es una opinión como otra cualquiera, que seguro me trae enemistadas.
    Sigo pensando que las carreras de montaña no crean impacto ambiental directo sobre el terreno por el que pasan pero sí podrían ser más "discretas", es decir, obligar a los participantes a que llevaran sus cosas para evitar un montaje y recogida del tinglado tan ruidoso y que se aprovecharan las fuentes para respostar agua... aunque claro, así se fastidiaría parte de la velocidad y el espectáculo.


    ResponderEliminar
  23. Perdona si he interpretado mal lo del grano. Pensaba que me criticabas por mi especial forma de pensar en cuanto al concepto que tengo de "contaminación".
    Saludos y ánimo con el gran proyecto que traes entre manos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si el kilo de tocino vale a 4.5 euros ¿a que velocidad sale el cerdo de la pocilga?.
      alguien confunde la velocidad con el tocino.
      Un saludo Salva

      Eliminar
  24. Robarle el bolso a una señora está mal.

    Pero matarla está mucho peor.

    Conclusión: todos a robarle el bolso a las señoras, y que nadie ose criticarnos, que como se ha dicho, hay cosas peores. Y todos con la conciencia tranquila, el malo es el que las mata, no yo...

    ResponderEliminar